Enrique Jorge Rico: “el Mediador es el compañero de viaje de Unión Alcoyana”

Jorge Rico (Unión Alcoyana)Unión Alcoyana es una de las compañías que mayor compromiso demuestra con la Mediación. ¿En que se fundamenta esta apuesta? 
Nuestra trayectoria está muy ligada con la Mediación, pero no sólo es por eso. Pensamos que la Mediación, en estos momentos, nos puede aportar mucho. Estamos en un momento en que se plantea si el sector de la Mediación, con la competencia de los comparadores, etc, tiene futuro. Y nosotros entendemos que sí, que lo tiene. La crisis ha cambiado el mundo en el que estamos, y ello nos obliga a redefinir nuestra actividad y a repartirnos los papeles de nuevo.

¿Sigue creciendo la implantación territorial de la entidad en otras autonomías diferentes de la Comunidad Valenciana?
En estos momentos Unión Alcoyana está en fase de consolidación. Hasta ahora contábamos con presencia en Andalucía, Murcia, Comunidad Valenciana y Castilla La Mancha, pero no podíamos quedarnos en puntos intermedios, y no queríamos renunciar a esos mercados, por lo que decidimos consolidar nuestra estructura a pesar de la crisis. Esta estructura consolidada está aportando mucho a la empresa, sobre todo en Andalucía, donde tenemos una estructura más que relevante.

En líneas generales ¿qué novedades ha introducido la compañía en cuanto a nuevos productos o coberturas?
La crisis nos ha hecho reflexionar mucho sobre cómo afrontar el panorama post-recesión. Hemos trabajado mucho y estamos en medio de un cambio muy importante. Se ha realizado una tarea interna de gran relevancia, que nos ha hecho llegar a la conclusión de que el cliente ha de ser el centro de nuestra acción, cosa que queremos materializar mediante una serie de herramientas. La más importante es COMPAS, en cuyo desarrollo estamos trabajando y que nos permitirá introducir servicios como ofertas personalizadas, venta cruzada, etc. Y siempre a través de la Mediación, que podrá ver exactamente la misma información que nosotros. Esta herramienta nos coloca en una buena línea de partida. La gran ventaja es que pone en el centro al cliente con la ayuda de la Mediación, que será la gran beneficiaria de estas medidas. Para nosotros no es tan importante el qué, sino el cómo.

En cuanto a nuevas coberturas hemos introducido una cobertura de asistencia sin automóvil en viaje. Cuando hablamos de este tipo de asistencia siempre pensamos en la grúa, pero nosotros vamos más allá. Pensamos en algo atractivo y vimos la opción de complementar nuestra oferta, porque entendemos que la casa, ahora, siempre se viene con nosotros.

¿En qué ramos se va a cimentar el crecimiento de la compañía?
El momento económico que vivimos nos obliga a hacer un enfoque distinto y preguntarnos qué hacer. Es evidente que la construcción ya no es el motor de la economía, sino la exportación. Por ese motivo, vamos a hacer un esfuerzo a corto plazo en el sector industrial, que va a crecer.

¿Está preparada Unión Alcoyana para los cambios que va a traer Solvencia II?
Solvencia II se asumió con mucho interés por parte de la compañía desde el Quis 2, es decir, desde los primeros momentos. Actualmente hay demasiadas incertidumbres sobre cómo se aplicará, pero lo cierto es que hemos estado tres años trabajando en el proyecto, con la colaboración de empresas como Deloitte, porque vamos a asistir a un cambio en las exigencias operacionales en las compañías de gran calado, para las cuales ya estamos preparados. Se puede decir que ya tenemos todas las piezas, y ahora es necesario que nos indiquen, a través de las guías de Solvencia II, cómo debemos encajarlas.

En Unión Alcoyana estamos contentos porque el proceso no nos supondrá ningún problema: la empresa está preparada y nuestro personal también.

Se han alzado diferentes voces desde el sector asegurador poniendo en duda la praxis de los operadores de bancaseguros. ¿Qué opinión tiene Unión Alcoyana a este respecto?
El canal bancaseguro ha existido siempre y seguirá haciéndolo, porque no podemos poner puertas al campo, sobre todo en determinados ramos como Vida. Pero en el caso de No Vida no es tanto qué se hace sino cómo se hace: se debería evitar la mera existencia de la duda sobre la corrección de sus estrategias comerciales. Ahora mismo hay un proyecto de Directiva sobre el tema, que debería regular la actividad para eliminar toda incertidumbre.

¿Qué importancia le da su entidad al uso de las tecnologías de la información para establecer contacto con sus asegurados?
La tecnología está en nuestras vidas con una magnitud tal que somos el país con mayor índice de penetración de smartphones del mundo, forma parte de nuestras vidas. Por otra parte, Internet es un escaparate permanente y un mecanismo de interacción constante. En nuestro caso no se trata tanto de vender como de escuchar las corrientes de opinión sobre nuestra compañía, porque hemos de ser conscientes del poder que tiene, como hemos tenido oportunidad de conocer con las campañas promovidas desde blogs y a través de las redes sociales para la retirada de la publicidad en determinados programas televisivos, cosa que se logró gracias a esa presión.

Desde Unión Alcoyana nos planteamos cómo ser actor en el entorno de Internet, por lo que estamos desarrollando un modelo en los últimos años. Debemos establecer una relación con nuestros asegurados, partiendo de la base de que el cliente es soberano y no le pertenece a nadie. La clave es cómo establecer esa relación de tal manera que nos mantengamos como partner del cliente, y también que nos ayude a acceder a nuevos clientes. Entendemos que el cliente necesita alguien que le ayude a decidir su compra, descartando el ruido generado por la ingente cantidad de información que le llega vía ofertas, opiniones, etc. Y nuestro empeño es que seamos nosotros junto con nuestra red de mediadores.

Unión Alcoyana tiene una relevante proyección social gracias a sus patrocinios deportivos y de diferentes acciones de Responsabilidad Social Corporativa. ¿Cómo entiende la com-pañía su política de RSC?
Cualquier empresa está formada por personas, por lo que la RSC es una deuda de la compañía para con la sociedad, una manera de devolver parte de lo que nos aporta. Y eso comienza desde dentro de la propia compañía, como lo demuestra el hecho de estar acreditados como Empresa Familiarmente Responsable, que hemos renovado recientemente. De esta certificación se derivan un grupo de 30 medidas que debemos aplicar en la relación con nuestro personal, porque eso se va a reflejar en su relación con nuestros clientes y con la sociedad en general. Esto no se puede medir de ninguna manera, pero es vital para nosotros, y entiendo que debe serlo para cualquier empresa.

Además hay otros elementos adicionales de proyección externa como la esponsorización, pero insisto que lo más importante es cómo aplicamos la RSC de puertas para adentro. La prolongada crisis económica que vive nuestro país nos ha quitado muchas cosas, pero nos ha enseñado otras, como la necesidad de la recuperación de determinados valores que son los que intentamos aplicar en nuestro día a día.

El próximo mes de marzo se celebra la séptima edición del Foro Inter-nacional del Seguro en Forinvest. ¿Van a participar en este evento, orga-nizado por el Consejo de Colegios de Mediadores de Seguros de la Comu-nidad Valenciana?
Unión Alcoyana va a participar en el Foro Internacional del Seguro, que entendemos que tiene una relevancia cada vez mayor y va camino de convertirse en el gran punto de encuentro de las compañías y la mediación. La vía que está siguiendo el Foro me lleva a pensar que tiene un gran futuro por delante.

Noticia anteriorPróxima noticia

1 Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Send this to a friend