N101 | La telemedicina se consolida como motor de la transformación

Luis Ballester
Director de Canales Aseguradores de SegurCaixa Adeslas

SegurCaixa Adeslas supera un primer semestre complicado marcado por la pandemia, durante la que ha logrado mantener su actividad y el nivel de servicio gracias a los servicios de atención a distancia. La emergencia sanitaria ha acelerado los planes de adopción de soluciones para ofrecer nuevos servicios no presenciales y que confirman a la telemedicina como una importante palanca transformadora para adaptarse a las necesidades de un cliente cada vez más exigente.

La salud digital define un modelo de cercanía con el paciente, uno de los valores esenciales de SegurCaixa Adeslas. En su búsqueda de unos niveles elevados de calidad y eficiencia, la compañía ha trabajado de forma estrecha con su cuadro médico para extender la teleconsulta. Los más de 43.000 profesionales con los que colabora han tenido la posibilidad de recibir equipos tecnológicos para incorporar la alternativa de la consulta en remoto a sus pacientes. Esta opción es apta para casos sencillos en los que se valora especialmente la agilidad y el evitar traslados innecesarios. En estos momentos, más de 6.000 especialistas están habilitados para atender al asegurado mediante esta modalidad.

Una parte importante de los esfuerzos en la digitalización se está dirigiendo a desarrollar nuevas posibilidades de acceso a servicios de asesoramiento. En este apartado cabe resaltar la activación de un chat de asistencia médica en el área de clientes de la web. La plataforma de Orientación Médica y Urgencias de Adeslas también ha tenido, por ejemplo, un papel central durante la crisis de la covid-19 atendiendo las llamadas de personas que presentaban una sintomatología compatible con el coronavirus.

Otra de las líneas destacadas de trabajo culminó con la activación de las recetas electrónicas privadas, un sistema habilitado en el mes de mayo y que cuenta con el respaldo de la Organización Médica Colegial y la red de farmacias de Nodofarma. Esta novedad, que permite al paciente recibir en su correo electrónico un código para adquirir en la farmacia el tratamiento pautado, está disponible en las visitas médicas presenciales aunque muestra más ventajas aún en las consultas en remoto. En esos casos, el paciente sólo tiene que salir de casa una sola vez en todo el proceso asistencial: el desplazamiento para conseguir el tratamiento prescrito en alguna de las 22.000 farmacias repartidas por todo el país.

Esta vocación por explorar nuevas oportunidades para empoderar al asegurado requiere de un adecuado trabajo de equipo en el que los mediadores tienen un papel fundamental. “Somos conscientes de que nuestros más de 1.500 agentes exclusivos y los cerca de 1.800 corredores con los que colabora SegurCaixa Adeslas son elementos clave para culminar con éxito todo el proceso”, señala Luis Ballester, responsable del Canal Asegurador de SegurCaixa Adeslas. Como actores muy próximos al cliente son los encargados de poner de relieve cómo estas innovaciones crean valor para el cliente.

Las complejas circunstancias que conllevó la covid-19 no han hecho sino acentuar la necesidad de desarrollar las posibilidades de la tecnología para involucrar al paciente en el cuidado de su salud.

“El Seguro de salud ha mantenido en la última década una tasa de crecimiento de más del 3,5%, por encima de otros ramos como hogar o automóviles, por lo que sigue existiendo una oportunidad de incrementar el número de asegurados y el volumen de primas apoyados en esta línea de negocio”, añade Luis Ballester.

Noticia anteriorPróxima noticia

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Send this to a friend