N102 | “Me siento muy orgulloso de la trayectoria hacia el sector de mis hijos”

Entrevista a Javier Sánchez. Corredor de seguros. Vila-real.

¿Siempre tuvo claro que iba a trabajar en el sector asegurador?
Mi trayectoria en el sector comenzó en 1988. Cuando era pequeño mi familia trabajaba en el sector agrícola. Por lo tanto, tuve unos orígenes muy humildes en los que no se me inculcaron unas pretensiones empresariales. Con el paso del tiempo vi una oportunidad para mí en el sector de los seguros gracias a mi hermano y decidí formarme en ello. La almendra es un alimento muy especial, se recoge en unos días concretos, y unas malas acciones los días más propicios para recogerla puede estropearte toda la cosecha. Agradezco enormemente mis inicios agrícolas y los valores que me inculcó mi familia desde el principio, ya que sentaron la base de las creencias con las que manejo mi correduría a día de hoy: amor por el detalle, foco total en la satisfacción del cliente, transparencia, confianza y calidad.

Usted ejerce en Vila-real, pero está colegiado en Valencia. ¿Por qué?
Tenía muchos contactos personales y profesionales los cuales me recomendaron estudiar el título de corredor de seguros en Valencia ya que era uno de los colegios más profesionales a nivel nacional y que más soluciones me iba a dar.

¿Qué importancia tienen los seguros para empresas en su cartera?
En una ciudad como Vila-Real tienen mucha importancia los seguros, y por eso mismo Sánchez Consultores se especializa dependiendo de cada cliente ya que tienen necesidades diferentes, es un sistema de trabajo muy exclusivo.

¿La estructura que pone a disposición de sus clientes está orientada fundamentalmente a las empresas?
Estamos especializados en todo, aunque estamos muy enfocados a nivel empresa ya que estamos ubicados en una zona muy industrial y al mismo tiempo nuestra cartera se compone de un 90% industrial y un 10% personal.

¿Qué buscan sus clientes en un despacho como el suyo?
Los clientes buscan profesionalidad y un buen asesoramiento. Al mismo tiempo, creo mucho en mi equipo, ya que sin ellos sería muy difícil dar un buen servicio y exquisito como es nuestro caso. Formar un equipo comprometido y que tenga muy claro que tiene que aportar soluciones al cliente, que esté dispuesto a ver el mundo asegurador más allá de ‘colocar’ el seguro que le interesa a la compañía, no es tarea fácil. Eso deriva en que la experiencia del cliente sea mucho más positiva y yo estoy muy orgulloso del nuestro.

Normalmente, la experiencia que tiene un cliente con respecto a un seguro la percibe cuando tiene un siniestro o cuando necesita de tu ayuda. Hoy en día, el consumidor quiere que seas efectivo, rápido, profesional y que estés ahí. Creo que el problema que tiene el mundo asegurador es que no sabe transmitir el valor que le aporta al asegurador, y es un error de todos. Todos somos responsables. Por eso, la labor del corredor es absolutamente imprescindible y necesaria.

Su hija ha completado recientemente el Curso Superior de Seguros. ¿Su sucesión está asegurada?
Es muy pronto para decidir si el despacho tiene la sucesión asegurada. María tiene 20 años y desde bien pequeña mostró inquietud por conocer esta profesión, y el pasado año obtuvo el título de Corredor de Seguros. Fue muy valiente por su parte realizar este curso el mismo año que comenzó la carrera de “Creación y Dirección de Empresa para emprendedores” en EDEM. Javier, mi hijo mayor, se incorporó recientemente en la correduría y este año realizará el Curso Superior de Seguros. Me siento muy orgulloso de la trayectoria de cada uno, se podría decir que los seguros corren por sus venas.

¿Cuál es el factor diferencial que, bajo su punto de vista, ofrece un mediador de seguros?
Para el mundo empresarial, el seguro es un gran desconocido y la labor que realiza un corredor de seguros mucho más. La profesión de corredor de seguros no se conoce lo suficiente y, sin embargo, si valoran tener un profesional a su lado que les aporte tranquilidad. De hecho, lo peor que puede hacer un seguro es generar inseguridad; tener la sensación de que estás pagando y no saber por qué ni para que, probablemente, hará que pienses que estas pagando mucho. Muchos consumidores viven esa realidad y tienen esa percepción, incluso cuando están en manos de las grandes corredurías que no saben entender a sus clientes. Y es que los seguros, por si solos, no funcionan, sino que necesitan una labor de asesoramiento de forma profesional y objetiva.

Tenemos que ser capaces de hacerle ver al cliente que quien le aporta el valor no es el producto que le hemos vendido y nada más. Somos una figura fundamental en una empresa, en una Pyme, en la vida diaria de un ejecutivo, de un autónomo, etc. Nosotros le conocemos y sabemos las necesidades aseguradoras que tiene y las soluciones que existen. El único profesional que cumple todos los requisitos es el corredor de seguros.

Noticia anteriorPróxima noticia

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Send this to a friend